EN LA REBELDÍA NO ENTRA LA GRACIA

Hace tiempo que me dijeron esta frase: “en la rebeldía no entra la Gracia”. Hoy quiero escribir sobre ello en base a los últimos acontecimientos que están sucediendo en España y en el mundo.

Voy a partir de la palabra rebeldía definiéndola como “estar solo en contra de, y no a favor de nada” y la palabra Gracia, voy a sacarla de su contexto religioso, y darla una nueva definición: “estado de sabiduría por la cual desde nuestros ideales, con buena voluntad buscamos el bien propio y común”.

La rebeldía es el mejor campo abonado para la manipulación, la cual también podría definir como: “utilizar acciones con un fin determinado, para mediante “modificaciones” burlarse de dichos fines en favor de los propios”. Eso es lo que ha sucedido con la cabalgata de los Reyes Magos en Madrid y Valencia este año (fueron una burla del porqué y para qué de dicha acción en favor de unos nuevos fines muy bien previamente analizados).

Manipular también esta siendo el despertar los odios de las guerras olvidadas, para recordar a los ciudadanos que siempre hay que estar “en contra de, aunque yo no ofrezca nada”; manipular es cambiar los nombres de las calles de las ciudades a conveniencia, para seguir “despistando” al ciudadano, y como si de un Pepito Grillo se tratara, susurrarte al oido nuevamente  “no olvides estar en contra de…” y como siempre, a cambio de NADA, esto ultimo nunca importó, ni siquiera al propio Pinocho, recordar que por ello termino una buena temporada “secuestrado” cuando para rectificar, ya era demasiado tarde.

pinocho-preso-640x640x80

Manipular es dar diferentes nombres a un mismo partido según convenga, para conseguir todo tipo de votos, amoldandose camaneolicamente a las “emociones” de cada lugar, dándose el caso de que en zonas como Cataluña o Euskadi esa manipulación ha resultado nefasta para los intereses de un país llamado España, el cual es en definitiva a quien se pretende gobernar, ¿no es 100% contradictorio querer gobernar un país, ofreciendo la ruptura del mismo?. Con una inteligencia despiadada se llevaron prácticamente todos los votos de ambas localidades.

Con una inteligencia despiadada estas navidades tampoco les importo romper las ilusiones de miles de padres, madres y niños en muchos rincones de España.

Llevo viendo como un nuevo partido (me hubiera dado igual fuera del color político que fuera) hace de la manipulación su modus operandi, de una manera minuciosamente trabajada, son verdaderos expertos como ya han demostrado por la experiencia adquirida en países como Venezuela como asesores del chavismo, o en Grecia apoyando el caos reinante.

La rebeldía es la ceguera del pueblo, la rebeldía es el voto del descontento, sin atender a las realidades ya contrastadas.

Igual por escribir este post, si Pablo Iglesias tomara el poder, “podemos” estar muchos en la cárcel en un futuro próximo, como en otros países donde su manipulación ha triunfado. Espero que la cordura llegue al pueblo español. Ya seas de izquierdas o derechas,  votemos por unos ideales claros, transparentes, nítidos, solo en el beneficio de la libertad de tu pueblo, no en el de una dictadura camuflada.

La Gracia, es una fuente de sabiduría, la sabiduría es votar por una idea desde la unidad, desde el consenso, desde el respeto, desde los valores, desde tus ilusiones, desde tus ideales, desde tus expectativas de futuro, desde la buena voluntad de todas las partes. 

Quien no tiene buena voluntad no busca unidad, consenso, solo habla desde zonas de conflicto, nunca le van a interesar los espacios comunes.

¿Porqué algunos políticos hacen solo referencia a guerras pasadas, a la corrupción, a descalificaciones personales?

En vez de dar la voz a las personas que han recuperado su puesto de trabajo, o a empresas que han mejorado sus ganancias,  o a las familias que gracias a esto viven un poco mejor, o a inmigrantes o refugiados que poco a poco van integrandose en nuestra sociedad… personas de izquierdas y derechas, católicos y no católicos, que gracias a buenas gestiones políticas  (tanto de derechas como de izquierdas) van haciendo realidad sus sueños más básicos.

La rebeldía es el opio de la creatividad, solo destruye, nunca construye.

La Gracia es un manantial de nuevos formatos, de ofrecer soluciones donde todos los ciudadanos de buena voluntad tengamos espacios de desarrollo siguiendo nuestros ideales.

Rebeldía es cargarse el fin de la cabalgata de reyes, Gracia es ofrecer nuevos espacios sin atentar a los ya establecidos donde muchos ciudadanos se sienten muy felices.

Rebeldía es a la oscuridad , como la Gracia es a la honestidad.

Mi mas sincera enhorabuena a todos esos políticos que día a día están intentando hacer de este mundo un lugar un poco mejor, voy a nombrar una acción de Felipe González, el cual lleva tiempo intentando sacar de una cárcel en Venezuela a Leopoldo López, el cual por sus ideas políticas esta separado de su pueblo, de su familia desde hace más de un año.

La Gracia es buscar las acciones positivas de nuestros dirigentes para construir sobre ellas. La rebeldía sus bases son la ruptura y el desencuentro.

Rebeldía es utilizar espacios de Gracia, para hacerlo propios, como manipuló la actual alcaldesa de Madrid en su único beneficio durante la cena de navidad de éste año.

Sabiduría seria por tierra mar y aire apoyar a las causas humanas de este mundo, que noticias como las de MADAYA (parece que su población se esta comiendo hasta las hojas de los árboles) nos hicieran a todos reaccionar (no solo reflexionar), y no permitir que pase un solo día más sin que ese pueblo sitiado siguiera muriéndose de hambre.

La indiferencia ante lo externo es fruto de la dureza del corazón ante tanta rebeldía de este mundo.

¿Gracia o rebeldía?

IMG_7123

Foto tomada durante mi última visita al campo de concentración de Auschwitz.

Previous Post Next Post

You Might Also Like

No Comments

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: